Entre protestas y represión fue suspendida sesión del Congreso para reformar las jubilaciones en Argentina

Agentes de seguridad lanzaron gases lacrimógenos y dispararon balas de goma contra quienes protestaban en rechazo a las reformas este jueves. Organizaciones sociales y obreras habían convocado a una jornada de movilizaciones para este viernes de aprobarse la reforma lo que no se logró porque la sesión fue suspendida en medio de la represión policial y la falta de quórum. Por otra parte, Macri echó atrás en su intento de aplicar la reforma vía decreto.

Entre protestas y represión fue suspendida sesión del Congreso para reformar las jubilaciones en Argentina

El Congreso de Argentina suspendió este jueves la sesión pautada para discutir la reforma del sistema de jubilaciones, en medio de una fuerte represión de la Gendarmería Nacional contra quienes manifestaban su rechazo frente al Congreso.

"Como nosotros rechazamos la violencia yo le pido al señor presidente que levante esta sesión escandalosa", solicitó la diputada del Gobierno, Elisa Carrió, en la plenaria. Y la sesión fue suspendida.

Con un blindaje de efectivos de seguridad sin precedentes en torno al Congreso Nacional se movilizaron las centrales obreras para protestar en contra de la reforma previsional que recortaría sensiblemente las jubilaciones.

El titular de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó, aceptó levantar la sesión luego de que al momento de dar "por iniciada la sesión no había quórum", sostuvo el diputado por el bloque del Frente para la Victoria, Agustín Rossi, quien agregó que el proceso se desarrolló en circunstancias irregulares.

Medios locales reseñaron que aproximadamente a las 14H00 (hora local) miembros de la Gendarmería y de la Policía arrojaron gases lacrimógenos y balas de goma contra las personas que protestaban en los alrededores del recinto.

Fracasó la sesión por la reforma previsional en Diputados tras la salvaje represión de las fuerzas de seguridad a los manifestantes en las afueras del Congreso Nacional, reportó el corresponsal de TeleSUR en Argentina.

"Estamos contentos porque evitamos que se cometa un latrocinio para los jubilados y pensionados de Argentina. Esta ley es una mala ley, tenemos que terminar con que siempre el hilo se corta por lo más delgado", reiteró Rossi.

Asimismo, la diputada por Libres del Sur, Victoria Donda, denunció haber sido agredida el miércoles por agentes de la Gendarmería a la salida del Parlamento durante una vigilia en rechazo al debate programado.

Por su parte, la senadora argentina Cristina Fernández de Kirchner, manifestó su rechazó y tristeza ante los nuevos hechos de violencia y represión por parte de la Gendarmería.

La ex presidenta Cristiana Fernández de Kirchner escribió en su cuenta de twitter: “¿Hasta cuándo el Estado ejercerá este grado de represión y violencia? Si esta violencia física la ejercen sobre diputadxs ¿qué puede esperar el resto de lxs ciudadanxs de a pie?

Ante esto, aseguró que es un "retroceso enorme", y advirtió que "si el Congreso tiene que sesionar de esta manera, vallado y militarizado, es porque lo que se está debatiendo adentro va en contra de los intereses de las mayorías".