Alajuelense promoverá el deporte en las cárceles del país

La Liga Deportiva Alajuelense entrenará a reclusos y organizará actividades deportivas en las cárceles del país, como parte de su política de responsabilidad social, anunció este martes el club de la primera división.

Un convenio de cooperación firmado con el ministerio de Justicia prevé que las distintas categorías de Alajuelense acudan a centros penitenciarios para jugar partidos con los presos y los funcionarios del sistema.

También se prevé que los equipos de las prisiones puedan visitar el estadio Morera Soto en Alajuela.

Entrenamientos, charlas y organización de campeonatos dentro del sistema penitenciario forman parte del apoyo que el equipo se ha comprometido a brindar a la población carcelaria.

"De nuevo la LDA reafirma su compromiso de convertir al deporte en una herramienta de superación personal, en una oportunidad para cambiar y ser mejores seres humanos", afirmó la ministra de Justicia, Cecilia Sánchez, quien suscribió el convenio junto al presidente del club, Fernando Ocampo.

El inédito acuerdo beneficiará también a los funcionarios de los centros penales, que por las características de su trabajo requieren igualmente del deporte y la recreación para mejorar su salud física y psicológica.

Para la Liga Deportiva Alajuelense "es muy importante extender un brazo solidario a las poblaciones que lo necesitan", expresó el presidente del club, Fernando Ocampo, quien encabeza desde hace varios meses un proceso de renovación institucional.

Las cárceles de Costa Rica, diseñadas para retener a 9.000 personas, se encuentran actualmente sobrepobladas y la tendencia al hacinamiento es creciente, en la medida en que la política de encarcelamiento se ha hecho dominante en el Poder Judicial.

El hacinamiento genera tensiones que afectan no solo a los internos, sino también a los funcionarios del sistema penitenciario y el deporte puede convertirse en una válvula de escape a dichas presiones, estiman las autoridades del ministerio de Justicia.