• Gobierno promete prohibir todos sus usos y etiquetado obligatorio

París prohibirá el herbicida glifosato, aunque Europa lo autorice

Francia prohibirá dicho químico hasta 2022. A pesar de ser considerado cancerígeno, la UE prolongaría su uso 10 años más. Su uso es controvertido tanto en la agricultura como en la erradicación de cultivos ilícitos como la cocaína. En declaraciones a la televisión "BFMTV", el portavoz del Gobierno, Christophe Castaner, aseguró que antes de que termine el actual mandato del presidente, Emmanuel Macron, en 2022 ese herbicida estará prohibido en todos sus usos, incluido el agrícola. 

La oficina del primer ministro, Edouard Philippe, recordó en un comunicado que desde principios de año el glifosato está prohibido en los espacios públicos abiertos y que a partir de 2019 se prohibirá también su uso en jardines particulares.

"Alternativas disponibles"

En lo que se refiere a la agricultura, el Gobierno ha pedido a los Ministerios de Agricultura y de Ecología la elaboración de un plan para dejar de utilizar ese herbicida en beneficio de las "alternativas disponibles". Las condiciones de ese estudio serán expuestas al resto de los Estados miembro de la Unión Europea y al Comisión para "encontrar las condiciones de una transición razonable hacia la salida del glifosato".

Al tiempo, el primer ministro aseguró que Francia votará contra la extensión de la autorización de este producto fitosanitario durante 10 años, un periodo que considera "demasiado largo dadas las incertidumbres" que hay sobre el mismo.

Esta postura ha creado malestar entre las organizaciones agrícolas, que consideran que Francia no puede actuar al margen de las disposiciones comunitarias.

La presidenta de la FNSEA, Chistiane Lambert, principal sindicato agrícola del país consideró que Francia no puede actuar de forma independiente del resto de la UE y que no se puede prohibir de forma drástica ese herbicida porque es preciso que se invierta en investigación para encontrar otras alternativas.

El glisofato se utiliza en la agricultura, pero su uso es también controvertido en la erradicación de cultivos ilícitos de amapola, coca y otras plantas usadas en la fabricación de estupefacientes. Y también como herbicida en los cultivos de soja, que ha sido manipulada genéticamente para no ser afectada por esta sustancia.   

En California, el glifosato entró en lista de potenciales cancerígenos a partir del 7 de julio anterior, la sustancia usada en herbicidas ingresó en el listado estatal de sustancias que potencialmente producen cáncer. El próximo paso podría ser un etiquetado de advertencia. (27.06.2017)