Los ministros de Transportes, Carlos Villalta y de Comunicación, Mauricio Herrera, reiteraron la disposición del gobierno al diálogo y la negociación al tiempo que señalaron que no se tolerarán los bloqueos como medida de presión ya que, insistieron, el diálogo está en marcha, con lo que salieron al cruce de versiones sobre nuevas protestas del Sindicato de Traileros, adscrito a la Asociación Nacional de Empleados Públicos y Privados (ANEP).

El Sindicato de Traileros de ANEP, externó en un comunicado que la medida de presión de este lunes responde a la situación por la que atraviesan “que nos tiene al borde de la quiebra, permitiéndole a la industria darle a transportistas centroamericanos la movilización de la carga a precios menores de los que podemos cobrar los costarricenses”.

Razón por la cual, están solicitando al gobierno que se reduzca el plazo de permanencia temporal de unidades de transporte extranjeras en el país, de seis a un mes, así como un arancel para los extranjeros, que no están sometidos al pago de impuestos y cargas sociales que sí cumplen los costarricenses. Una delicada situación que los pone en desventaja competitiva y que los propietarios de vehículos de carga pesada buscan equiparar.

La Policía de Tránsito reportó la presencia de furgones en la entrada a los predios de Aduanas en Paso Canoas y en San José sobre la Ruta 39 (Circunvalación), a la altura de la Rotonda de Garantías Sociales en las cercanías de Casa Presidencial. También reportaron la confección de boletas por mas estacionamiento, por montos de 52.000 colones cada una.

El Tránsito reportó que la medida de protesta no tuvo afectación en Ruta 1 ni Ruta 32, ni en otras vías nacionales.

Diálogo

El gobierno insistió en que la vía del diálogo con el sector de transportistas unitarios de carga pesada está en marcha y “ya ha rendido frutos en los compromisos adquiridos con todo el sector” por lo que, señaló “la manifestación efectuada hoy (lunes) no se justifica” y advirtió que bajo condiciones de presión el Ejecutivo no estaría dispuesto a recibirlos.

Por su parte, el Sindicato de Traileros solicitó al Ejecutivo que la permanencia temporal de unidades de transporte comercial y vehículos comerciales por carretera extranjeros, se otorgue por un plazo máximo de un mes. La disposición actual es de seis meses.

El Gobierno aceptó modificar ese plazo a tres meses, acorde con la normativa regional. “La opción de un mes no es respaldada por los otros grupos del sector, tales como Canatrac, UCCAEP, NAVE, CCTU, Fecatrans, Canatrans, que reúnen a más del 90% del sector. Esto lo externaron en la consulta pública realizada en noviembre de 2016 como parte del proceso para modificar este periodo de estadía en el Reglamento a la Ley General de Aduanas” aclaró Fernando Rodríguez, Viceministro de Hacienda.

Según adelantó Rodríguez, “tampoco apoyarían esta alternativa los importadores, exportadores y otros operadores de comercio internacional, que se verían afectados por ese plazo”, afirmó Rodríguez.

En la actual coyuntura, el Gobierno recordó que “ha dado seguimiento a todos los acuerdos” alcanzados en la ronda de negociaciones que se celebró en julio 2016.

“En materia del plazo de permanencia, señaló Rodríguez, ya se estableció que se cumplirá con la modificación según la normativa vigente y se investigarán aquellos casos en los que se demuestre que otros países aplican un trato menos favorable a los transportistas costarricenses, utilizando los mecanismos correspondientes en el marco de los instrumentos regionales. El Gobierno mantiene su compromiso con el diálogo como único canal para la atención de las demandas sectoriales” concluyó el viceministro de Hacienda.