• Análisis jurídico de las reformas al reglamento del cemento

Primera mentira: Se traficaron influencias en esta administración para reformar reglamento del cemento

José Miguel Villalobos, abogado. La mafiecilla que está detrás de la trama contra Bolaños y los ejecutivos bancarios esparcieron el rumor de que en la Administración Solís reformaron el reglamento del cemento para facilitarle el negocio a Sinocem y modificarlo a su medida, Y que para obtener esa enmienda se traficaron influencias con funcionarios públicos: TOTALMENTE FALSO!

Este es un análisis jurídico de las reformas al reglamento para la importación de cemento, del abogado penalista José Miguel Villalobos.

Más bien fueron Holcim y Cemex quienes en el año 2004 lograron modificar el Reglamento de1990 y escribirlo como quisieron. Conformaron con sus empleados la Comisión redactora y tenemos sus observaciones de puño y letra, hasta conseguir su aprobación por el Decreto 32253 del 1° de octubre del 2004.

En esa norma indicaron que el cemento solo se podía empacar en bolsas o sacos qu no excedieran de 50 Kilos y obligaron a que debía comercializarse dentro de los 45 días desde la fecha de empaque. Con ello se aseguraban que nadie pudiera importar cemento para venderlo en el país, por cuanto en ningún otro lugar se exigían semejantes ocurrencias, que no tenían validez técnica alguna y era absurdo que un proveedor fabricara y empacara el producto con esos requisitos. Solo imaginen lo que demoraría traerlo en barco desde un lugar lejano, pasar los controles aduaneros y de calidad, con lo que el requisito de los 45 días sería imposible de cumplir.

Entre Holcim y Cemex y políticos complacientes cerraron el mercado de importación del cemento. Con ello privilegiaron a dos enormes corporaciones transnacionales, porque ninguna de ellas es costarricense. Tengo los documentos que demuestran que representantes de esas dos empresas redactaron el Decreto a su gusto y antojo.

Pero a ellos nadie les cuestiona su influencia en el gobierno de Pacheco. Nadie les investiga sus tentáculos y compromisos pero si alguien se atreve a lucha contra esos monstruos empresariales y se propone modificar el reglamento para abrir el mercado, a ese le caen todos, desde políticos, empresarios, prensa complaciente y la obsecuente fiscalía.

Demostraremos que para corregir esta barbarie normativa nunca se traficaron influencias. Con la participación valiente del exministro Welmer Ramos se corrigieron las tonteras y vivezas del Decreto de Abel Pacheco en marzo del 2015.Y que más bien en diciembre de ese año las fuerzas detrás de la trama consiguieron que se variara el decreto para incluir otros requisitos absurdos que volvieron a cerrar el mercado. Y esa acción perversa es la causante de la complicación del negocio de la importación del cemento.

Si Bolaños tuviera el poder que se dice que poseía, jamás se hubiera consumado esa norma de diciembre, que comentaremos.

Los traficantes de influencias verdaderamente son otros

El reglamente del cemento fue reformado nuevamente en diciembre del 2015. Le incorporaron unas curiosas y parcializadas normas INTECO, que comentaremos más adelante.

Una de ellas de noviembre agregó un requisito químico que no existe en ninguna otra parte del mundo, consistente en requerir una prueba denominada "Cromo hexavalente o cromo VI", que exigiría entonces análisis particulares y sorpresivos. Una nota al margen: la jueza que envió a prisión a los imputados ni siquiera supo leer… decía ella “cobre VI”…

Esa norma que es el Artículo 5.6.2 del Decreto 39414-MEIC-S del 16 de diciembre del 2015 generó un cambio en el ciclo de comercialización del cemento, pues al exigir esa particular prueba se retrasaba todo el  proceso de importación desde China.

Lo "mejor" del decreto es su artículo 12, que reza: "este reglamento técnico no concuerda con ninguna norma técnica internacional, al no existir al momento de su elaboración".

INTECO es una entidad privada que dicta normas técnicas, como ente nacional de normalización, escogido como tal a dedo por un transitorio “permanente”, otorgado por el transitorio III de la Ley del Sistema Nacional de la Calidad número 8279, del 2 de mayo del 2002.

Con esas normas y el decreto se afectó el ciclo de comercialización del cemento y se influyó negativamente en el proceso de compromiso de importación y venta.

Poseo las evidencias que demuestran que en la elaboración de esas normas únicas en el mundo participaron representantes de Holcim y Cemex. Incluso el presidente del Comité Técnico que las elaboró es un empleado de Holcim y se llama Francesco Rossi.

SEGUNDA MENTIRA: Que la operación de Sinocem con el BCR está o estuvo morosa

Se ha repetido esta falsedad con fruición y deleite, derivada de una afirmación errada y malintencionada de la SUGEF. (Superintendencia General de Entidades Financieras)

Las líneas de crédito se aprobaron en octubre del 2015, el contrato se firmó en noviembre y el primer desembolso se realizó en febrero del 2016. El plazo para cancelar el monto girado era de un año, por lo que la fecha de vencimiento era el último de enero del 2017.

Los "técnicos" de la SUGEF calcularon el año a partir de la firma del contrato y no del desembolso como si existiera obligación de pagar un dinero aún no girado, lo que es evidentemente absurdo. Obligaron al BCR a provisionar un monto millonario por una morosidad FALSA, ya que Sinocem nunca dejó de pagar ni ha dejado de cancelar la operación.

La reestructuración de la operación se realizó en febrero del 2017, con el crédito debidamente vigente y los pagos cumplidos, el BCR no ha determinado morosidad alguna y la operación está al día.

La Fiscalía ha faltado a la verdad, al país y a los jueces.