Ordenan cierre de tres empresas productoras de piña en Zona Norte

Tres fincas de producción de piña fueron clausuradas por la SETENA en la Zona Norte del país, este lunes, tras reiteradas denuncias por contaminación con agrotóxicos usados en las fincas que afectan fuentes de agua potable, suelos y comunidades. El movimiento ambiental y organizaciones sociales y de productores agropecuarios consideran la orden como un primer paso para empezar a poner orden a las piñeras.  

La Secretaría Técnica Nacional Ambiental (SETENA) revocó el dictamen de viabilidad ambiental que había aprobado a esas tres empresas y ordenó su cierre hasta tanto se realiza un nuevo Estudio de Impacto Ambiental (EIP) en la zona y se adopten otras medidas regulatorias.

Las demandas contra las tres empresas piñeras, de las que no se dio a conocer el nombre, fueron presentadas ante la SETENA y el Tribunal Ambiental Administrativo (TAA) por contaminación con agrotóxicos usados en las fincas que afectan fuentes de agua potable, suelos y a las comunidades perjudicadas con la dispersión de los químicos.

El diputado ambientalista, Edgardo Araya, afirmó que en el sector piñero “existe un verdadero desmadre” al referirse a la falta de normas que regulen esta actividad, las que tienen que incluir regulaciones al uso de agroquímicos permitidos y los no permitidos en el país, como el glifosfato de reciente prohibición por el gobierno debido a que es altamente contaminante y cancerígeno.

“Nos gustaría saber que este puede ser el principio de un proceso para ajustar a este tipo de empresas, hemos dejado claro que no estamos en contra de la producción piñera sino del desmadre piñero que ha habido, en contra de la afectación a las comunidades”.

El diputado Araya, del Frente Amplio, agregó que interpreta esta resolución como una primera señal “ha habido tanto tiempo de omisiones, tanto tiempo de no hacer nada en este sentido en el país que ojalá esta sea la primera señal de que el gobierno está dispuesto a poner orden en este sector productivo”.

El Bloque Verde, por su parte, publicó en redes sociales que las tres plantaciones clausuradas no son las únicas con serios problemas de contaminación y recordó que hay decenas de estas empresas que están demandadas en el Tribunal Ambiental Administrativo (TAA). Los ambientalistas sostienen que estas empresas operan ilegalmente protegidas por oscuros intereses que logran que ningún proceso avance o se emita una resolución por años y años.

El Bloque Verde adelantó que van a acudir al Ministerio Público para que se pronuncie sobre estos casos. Agregó que no son las únicas y que “vamos a seguir presionando para que se cierren las decenas empresas que están operando ilegalmente en el norte y en el sur del país, protegidas por la SETENA y por intereses ocultos sin que avancen los procesos o se dé alguna resolución por años y años.