El ministro Edgar Mora, el presidente Carlos Alvarado, el ministro Luis Adrián Salazar y el presidente de la Academia Nacional de Ciencias, Pedro León, tras firmar el documento.
El ministro Edgar Mora, el presidente Carlos Alvarado, el ministro Luis Adrián Salazar y el presidente de la Academia Nacional de Ciencias, Pedro León, tras firmar el documento.

“Esta es de las cosas más importantes que puede hacer esta administración: apoyar un proyecto de poderoso alcance, que cambiará la experiencia educativa”, manifestó el mandatario en un acto celebrado en la sede de la Fundación Omar Dengo.

En el acto los ministros de Educación, Edgar Mora, y de Ciencia, Tecnología y Telecomunicaciones, Luis Adrián Salazar, presentaron el proyecto cuyo diseño deberá estar terminado en los próximos tres meses, a efecto de que los trabajos inicien el año próximo.

El proyecto se financiará con fondos propios del MEP y con recursos del Fondo Nacional de Telecomunicaciones (FONATEL).

“La Red Educativa Bicentenario (nombre oficial del proyecto) nos abre ventanas al futuro, nos permite avanzar y construir juntos un mundo de oportunidades para los y las estudiantes. Eso es lo que buscamos, lograr inclusión y equidad, innovando con las herramientas tecnológicas que tenemos al alcance de nuestras manos”, apuntó Alvarado.

Aseguró, además, que esta innovación se enmarca en las políticas de equidad e inclusión de su gobierno, pues los beneficios de la tecnología serán para todos los estudiantes y centros educativos por igual, independientemente de clases sociales, regiones u cualquier otro aspecto.

Por su parte, el ministro de Educación, Edgar Mora, afirmó que con esta iniciativa se universalizará el acceso a Internet de alta velocidad, lo cual permitirá a estudiantes y educadores incorporar la tecnología al proceso educativo.

Según explicó, se podrán desarrollar sinergias en todos los planos, entre estudiantes, entre centros educativos y entre los docentes y el resto de estructuras del Ministerio de Educación.

Con la red educativa se podrán ampliar y enriquecer los procesos de formación profesional en línea, todo lo cual contribuirá a elevar la calidad costarricense, aseguró Mora.

Otra de las ventajas, señaló el ministro, es que la conexión a una sola red institucional permitirá al MEP bajar los costos de manera muy significativa, pues se podrá racionalizar el uso de los servicios.

De acuerdo con datos del MEP, de los 4.659 centros educativos públicos del país, 511 carecen de servicio de Internet y de 4.148 escuelas y colegios que lo tienen el 65% tiene una conexión de menos de 10 Mbps de velocidad.