Cada quien de cuenta de sus actos en el affaire del cemento chino, demandó Solís

Los miembros de la junta directiva del Banco de Costa Rica, el suspendido gerente Mario Barrenechea, el diputado Víctor Morales Zapata o el director del órgano de inteligencia de la Casa Presidencial, Mariano Figueres: todos deben dar cuentas de sus actuaciones ante el Congreso y la Fiscalía, afirmó este miércoles el presidente Luis Guillermo Solís.

“El gobierno de la República ha sido contundente y reiterativo en que los órganos competentes investiguen en forma exhaustiva todas las dudas y cuestionamientos en torno al crédito bancario para la importación de cemento. En ese principio, no debe haber excepción alguna como lo ha aplicado esta administración de manera reiterada”, señaló Solís en una declaración leída al término de un acto oficial en la EARTH.

“Cada funcionario tiene la obligación individual de responder por sus actos ante la opinión pública y los tribunales. El diputado Víctor Hugo Morales Zapata debe explicar los vínculos directos e indirectos o cualesquiera otras que haya tenido o tenga con personas relacionadas con la empresas del señor Juan Carlos Bolaños, independientemente de que la Fiscalía y los tribunales hayan dictado un sobreseimiento sobre este mismo asunto años atrás”, puntualizó el mandatario.

“A la vez, el gobierno considera que los directivos del Banco de Costa Rica a quienes se les ha vinculado de una u otra forma con empresas aludidas en el tema del cemento, deben rendir todas las explicaciones necesarias y ponerse a disposición de las autoridades administrativas y judiciales, si asi fuera requerido”, agregó.

Sobre el nombramiento de Mario Barrenechea como gerente del BCR, Solís fue enfático en que él nunca recomendó a nadie para ese puesto y agregó que Mariano Figueres debe responder a las versiones de que él lo hizo. “Quiero saber si Mariano recomendó específicamente a don Mario o la persona que haya sido, que le pregunten a esa persona… y yo quisiera saber si habló en nombre propio o a nombre de la presidencia de la República… Yo no recomendé ni le pedí a nadie que recomendara un nombre específico”, aseguró.

El presidente afirmó que el tema del préstamo bancario para la importación de cemento es de alto interés para la ciudadanía y aseguró que su gobierno es el primer interesado en aclarar cualquier situación que pudiera ser perjudicial para el banco y para el país en general.

“El gobierno apoya todas las gestiones e investigaciones que se llevan a cabo para llegar al fondo de este asunto y aclarar cualquier duda que persista al respecto”.

Solís anunció que hoy mismo enviará una invitación a los diputados y diputadas de la comisión que investiga el caso para que acudan a la Casa Presidencial con el fin de sostener un diálogo sobre este tema, aunque no especificó el día y la hora del encuentro pues dijo que esto tiene que ser coordinado previamente según la agenda de los legisladores, pero esperaba que fuera a más tardar la próxima semana.

 

Numero saludables

El presidente declaró que los cuestionamientos sobre el crédito otorgado al empresario Juan Carlos Bolaños para la importación de cemento de China, no están relacionados de ninguna manera con la situación financiera del banco que es totalmente saludable.

“Debo decir para que no queden dudas que los números del banco son muy saludables, difícilmente se podría decir que el banco ha estado mejor antes de esto, quisiera que haya total tranquilidad entre los clientes del banco”, señaló.