La fuerte presión al alza que experimentó esta moneda podría responder al nuevo sistema de tipo de cambio que esta semana adoptó la flotación administrada. El Banco Central solo interviene en las operaciones del Monex en situaciones puntuales para evitar que el precio del dólar sobrepase las bandas, hacia arriba con en esta ocasión o hacia abajo, para evitar efectos violentos en sectores productivos.

El dólar subió este miércoles ¢0,35, inició la jornada en ¢539,05 y llegó a ¢540,72. En los primeros tres días del nuevo sistema de bandas cambiarias el Central ya inyectó $37,51 millones en el mercado monetario.

El BCCR había anunciado que haría lo necesario para evitar que la implementación de la flotación administrada se prestara para empujar el valor del dólar hacia el alza. El Central también había anunciado que estarían atentos para controlar otros factores que incidan en la inflación.