El plan incluye importantes obras nacionales y cientos de trabajos en caminos vecinales.
El plan incluye importantes obras nacionales y cientos de trabajos en caminos vecinales.

Las inversiones incluyen obras de gran envergadura como la carretera San José Río Frio y los pasos a desnivel en las rotondas de las Garantías Sociales, la Bandera y Guadalupe, así como unos 180 proyectos en todos los cantones del país.

El plan contempla la conclusión del tramo de Circunvalación Norte y la inyección de recursos para la continuación de los trabajos en las rutas San José-San Ramón, San José-Cartago, San José-Limón y la carretera de San Carlos.

“Estos proyectos se financiarán con recursos ya existentes de créditos sin ejecutar y con el esquema de alianza público-privada, por lo que no generarán presión sobre las finanzas públicas”, explicó la ministra coordinadora del sector económico, Edna Camacho, durante la presentación del plan.

La ministra destacó que también se inyectará 5.000 millones de colones al fortalecimiento del Consejo Nacional de Concesiones (CNC), que será el modelo a seguir en la mayoría de estos proyectos.

Estos 5.000 millones son recursos provenientes del presupuesto nacional de 2019 se obtuvieron reduciendo sub ejecuciones de otras instituciones estatales, agregó la ministra.

El Presidente Carlos Alvarado hizo un reconocimiento al ministro de Obras Públicas y Transportes, Rodolfo Méndez Mata, por la gestión realizada en los meses que lleva esta administración para concretar esta serie de obras de infraestructura.

“No es casual que el ministro que construyó Circunvalación sea a quien le tocará terminar Circunvalación Norte. Don Rodolfo es un gestor de grandes transformaciones en infraestructura”, apuntó el mandatario.

Reasignación de fondos

A efecto de poner en marcha este plan, el Poder Ejecutivo enviará a la Asamblea Legislativa un proyecto para reasignar $350 millones de un crédito sombrilla con el BID, indicó el ministro Méndez Mata.

También se recurrirá a fondos provenientes del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE).

El ministro coordinador con el sector privado, André Garnier, comentó que “la inversión en infraestructura es un factor central en el desarrollo económico y social de cada nación, toda vez que potencia la eficiencia de la inversión privada en la economía, facilita el funcionamiento eficaz de los mercados y apoya el crecimiento equilibrado de sus distintas regiones”.